¿Podemos empeñar el coche y seguir usándolo?

Como decíamos antes, existen cosas que no quedan del todo claras para muchas personas y en este artículo queremos aclararlo de forma definitiva para que no hayas dudas al respecto sobre el tema.

¿Puedo usar el coche que empeño?

En el momento en que una familia pasa por dificultades o precisa de atender un imprevisto de carácter económico, se suelen buscar una serie de salidas cuando lo que se quiere es conseguir dinero rápido para salir de los aprietos económicos que suelen aparecer. Una de las soluciones clásicas que suele haber es deshacernos de algunos de los activos a nivel económico más valiosos y uno de estos puede ser el coche de la familia.

Los hogares en algunos casos, suelen recurrir al empeño de vehículos como una solución asequible para conseguir la liquidez con la que se pueden afrontar esos gastos extra. Lo malo es que, no contar con el coche, de manera especial, cuando solo se tiene uno, suele causar grandes molestias en la vida diaria de cualquier familia, ya que los automóviles han pasado a ser una de las piezas más importantes en los coches familiares.  Ya sabes, todos lo solemos usar, tanto para ir al trabajo como a la universidad o para hacer salidas los fines de semana o vacaciones.

En algunos establecimientos de empeño de coches, hacen posible el poder usar el coche después de conseguir dinero por él. Esto es posible cuando la operación que se realiza, lleva implícita el alquiler del vehículo al propietario, lo que hace que la familia pueda continuar utilizando el coche a cambio de una asequible cuota de alquiler por usarlo, además de seguir disfrutando del dinero que le han dado por su coche.

Funcionamiento de este sistema

Si lo que quieres es beneficiarte de esta clase, lo que suelen hacer estas empresas es tasar el vehículo según la guía que tiene al Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos (Ganvam). En caso de que estés de acuerdo con la tasación en cuestión, que va a ser como mínimo del 50 % de su valor, vas a recibir el dinero en 24 horas y esto permitirá que puedas seguir conduciendo tu coche pagando una mínima cuota de alquiler.

Si quieres tener acceso a esta vía de conseguir tu ansiada liquidez, solo es necesario cumplir una serie de condiciones:

  1. El coche deberá estar pagado totalmente
  2. Tienes que residir en Península o en las Islas Baleares
  3. El coche tiene que estar libre de cargas y sin reserva de dominio, por lo que la ITV y el Impuesto de Circulación en Vigor
  4. El vehículo tiene que tener una antigüedad que no va a ser superior a 10 años.
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.